El enigma de los cráneos prehistóricos con agujeros de bala

Hace casi un siglo, un minero suizo estaba buscando depósitos de minerales metálicos en las cuevas de piedra caliza de Kabwe, Zambia, cuando encontró un cráneo prehistórico que databa de hace entre 125 000 y 300 000 años. Fue el primer fósil descubierto en África con Homo sapiens caracteristicas

Pero hubo una sorpresa aún mayor. El cráneo prehistórico tenía un pequeño agujero de forma circular en el costado, que según los científicos forenses solo pudo haber sido creado por un proyectil de velocidad extremadamente alta, como el causado por una bala. El misterio se agravó con el descubrimiento de un antiguo cráneo de uro con exactamente la misma característica. Los descubrimientos han dado lugar a muchas especulaciones descabelladas y maravillosas, pero en realidad no estamos más cerca de resolver el rompecabezas.

Réplica del cráneo prehistórico de Kabwe, que se encuentra en el Museo Mauer, en Heidelberg, Alemania. (Jerbo / CC BY-SA 3.0)

Réplica del cráneo prehistórico de Kabwe, que se encuentra en el Museo Mauer, en Heidelberg, Alemania. (Jerbo / CC BY-SA 3.0 )

Índice
  1. Intentando clasificar los cráneos prehistóricos: el caso del cráneo de Kabwe
  2. ¿Qué pudo haber causado el agujero en el cráneo de Kabwe?
  3. Recurriendo a otros cráneos prehistóricos en busca de pistas
  4. Explicaciones alternativas para el Kabwe Skull

Intentando clasificar los cráneos prehistóricos: el caso del cráneo de Kabwe

El cráneo encontrado en Kabwe (también conocido como Broken Hill) atrajo mucha atención cuando se descubrió por primera vez. De acuerdo con la Institución Smithsonian , inicialmente se creía que el cráneo prehistórico de Kabwe era el primer ejemplo de una nueva especie de homínido llamada Homo rhodesiensis .

Posteriormente se le asignó la clasificación de Homo heidelbergensis , aunque investigaciones más recientes han demostrado que varias características muestran similitudes con Homo erectus , Homo neanderthalensis y moderno Homo sapiens . Quienquiera que haya pertenecido al cráneo, parece que él o ella pudo haber sido el producto del mestizaje entre diferentes especies de homínidos.

Pero su combinación única de características no era todo lo que era único en el cráneo de Kabwe. También se descubrió que tenía un pequeño orificio perfectamente redondo en el lado izquierdo del cráneo, así como una placa parietal rota en el lado opuesto.

Esto sugiere que el proyectil que entró por el lado izquierdo, atravesó el cráneo con tal fuerza que destrozó por completo el lado derecho. Curiosamente, la presencia de estas características tan inusuales no se encuentra en las descripciones del cráneo de Kabwe en el Institución Smithsonian página, así como la Museo de Historia Natural de Londres, aunque sus fotos muestran claramente el agujero en el cráneo.

Una réplica del cráneo prehistórico de Broken Hill o Kabwe del Museo de Livingstone, Zambia, con el aparente orificio de bala visible a la izquierda. (El historiador xenófilo)

Una réplica del cráneo prehistórico de Broken Hill o Kabwe del Museo de Livingstone, Zambia, con el aparente orificio de bala visible a la izquierda. (El historiador xenófilo )

¿Qué pudo haber causado el agujero en el cráneo de Kabwe?

Si bien es natural suponer que el agujero pudo haber sido causado por una lanza o jabalina de alta velocidad, las investigaciones demostraron que esto no era posible. “Cuando un proyectil de velocidad relativamente baja golpea un cráneo, como una flecha o una lanza, produce lo que se conoce como grietas o estrías radiales; es decir, diminutas fracturas capilares que se alejan del lugar del impacto”, escribió La Gaceta de los Escudos . "Como no había fracturas radiales en el cráneo de Neanderthal, se concluyó por unanimidad que el proyectil debe haber tenido una velocidad mucho, mucho mayor que una flecha o una lanza".

Según el libro Tecnología de los dioses: las increíbles ciencias de los antiguos por David Hatcher Childress, un experto forense alemán llegó a una conclusión aún más radical: “el daño craneal al cráneo del hombre de Rhodesia no pudo haber sido causado por nada más que una bala”. El investigador Rene Noorbergen, que investigó el misterio en Secretos de las razas perdidas , coincidió, diciendo que “esta misma característica se ve en las víctimas modernas de heridas en la cabeza recibidas por disparos de un rifle de alto poder”.

Si esto fuera cierto, significaría que a) el cráneo no es tan antiguo como se afirma, b) el antiguo cráneo recibió un disparo en tiempos modernos, c) el antiguo cráneo recibió un disparo en la antigüedad por una civilización tecnológicamente avanzada. La primera y la segunda opción se descartan por el hecho de que el cráneo se encontró a 60 pies (18,2 m) debajo de la superficie, lo que confirma que tiene al menos varios miles de años.

No estaba lo suficientemente cerca del nivel del suelo como para haber recibido un disparo accidental o intencional en las últimas décadas. ¿Eso nos deja solo con la tercera opción, o podría haber otras explicaciones en la mezcla?

Cráneo de uro con agujero en forma de bala en la frente. (Tecnología de los dioses: las increíbles ciencias de los antiguos)

Cráneo de uro con agujero en forma de bala en la frente. ( Tecnología de los dioses: las increíbles ciencias de los antiguos )

Recurriendo a otros cráneos prehistóricos en busca de pistas

Antes de explorar otras hipótesis, debemos considerar otro descubrimiento de cráneo prehistórico que complica aún más el misterio. A miles de kilómetros de distancia, a lo largo del río Lena en Rusia, se descubrió otro cráneo antiguo con el mismo agujero limpio y redondo.

El cráneo pertenecía a un uro, una especie extinta de ganado salvaje que vivió hace entre 2 y 4.000 años. Al igual que el cráneo de Kabwe, el agujero en el cráneo de uro también carece de grietas radiales que resultarían de proyectiles de lanzas o flechas.

El cráneo prehistórico, que ahora se exhibe en el Museo de Paleontología de Moscú, no pudo haber sido alcanzado por una bala en tiempos más modernos porque la calcificación alrededor del orificio de bala muestra que el uro sobrevivió a la herida durante algún tiempo después.

El cráneo de Kabwe, o el cráneo de Broken Hill, con su agujero en forma de bala claramente visible en el sitio, en exhibición en el Museo Nacional de Historia de Londres. (Jonathan Cardy / CC BY-SA 3.0)

El cráneo de Kabwe, o el cráneo de Broken Hill, con su agujero en forma de bala claramente visible en el sitio, en exhibición en el Museo Nacional de Historia de Londres. (Jonathan Cardy / CC BY-SA 3.0 )

Explicaciones alternativas para el Kabwe Skull

Todas estas piezas del rompecabezas realmente no nos han acercado a conocer la verdad. Han surgido numerosas hipótesis y especulaciones, desde teorías radicales, como la idea propuesta por La Gaceta de los Escudos que "alguien del futuro, portando un arma de fuego, viajó al pasado y participó en una especie de expedición de caza transtemporal", a la sugerencia un poco más plausible de que los agujeros fueron causados ​​por metralla de un pequeño meteorito o algo similar.

En los círculos de arqueología alternativa, la perspectiva más popular es que el hombre antiguo puede haber sido desarrollado tecnológicamente en un grado muy alto, antes de que se perdiera prácticamente todo rastro. Pero, ¿podrían dos sociedades separadas, separadas por miles de años y un gran abismo cultural, haber inventado armas que dispararan pequeños proyectiles cilíndricos a alta velocidad?

El único intento tibio de desacreditar las teorías alternativas proviene del mala arqueología sitio web, que niega que existan lesiones en el lado derecho del cráneo. Aunque no presentan ninguna explicación o evidencia, afirman que el agujero en forma de bala fue causado por “una lesión patológica, más que traumática, causada por una infección en el tejido blando que lo cubre”.

En esta etapa, ninguna de las hipótesis está respaldada por evidencia o lógica adecuada. A menos que se descubran más cráneos prehistóricos o fósiles con el mismo tipo de lesiones, es posible que nunca tengamos las respuestas reales a la pregunta. Calavera Kabwe enigma.

Imagen de portada: La Calavera de Kabwe con un agujero en forma de bala. cráneos prehistóricos. Fuente: Jim Di Loreto y Don Hurlbert / Institución Smithsonian

Por April Holloway

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Subir
Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos y para mostrarte publicidad relacionada con sus preferencias en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Configurar y más información
Privacidad