Saltar al contenido
Descifrando Enigmas

El templo más antiguo del mundo

templo más antiguo

Se ha encontrado lo que parece ser el templo más antiguo del mundo. Gracias a un sorprendente descubrimiento de artefactos con más de 70.000 años de antigüedad, con una cabeza de pitón tallada en piedra, lo que parece representar los primeros rituales humanos conocidos.

Los científicos pensaron que la inteligencia humana no había desarrollado la capacidad de realizar rituales de grupo hasta hace 40.000 años. Sin embargo, dentro de una cueva en las colinas remotas del desierto de Kalahari de Botswana, los arqueólogos encontraron la serpiente de piedra (que aparece al inicio de este post) la cual fue tallada hace casi una “eternidad”. Es tan alta como un hombre y mide 6 metros de largo.

Hace poco hablábamos del Ídolo de Shigur y lo poníamos en contexto con Gobekli Tepe y con la Gran Pirámide. Pero este templo rompe todos los records. Para ello nos basamos en las declaraciones de Sheila Coulson, arqueóloga de la Universidad de Oslo en declaraciones para diferentes medios:

Se podía ver la boca y los ojos de la serpiente. Parecía una pitón real. El juego de la luz solar sobre las hendiduras les daba el aspecto de piel de serpiente. Por la noche, la luz del fuego le daba a uno la sensación de que la serpiente se movía de verdad.

La mayor sorpresa del templo más antiguo del mundo

Más significativo aún, cuando Coulson y sus colegas cavaron un pozo de prueba cerca de su figura de piedra, encontraron puntas de lanza hechas de piedra que tuvieron que haber sido traídas a la cueva desde cientos de kilómetros de distancia [imagen]. Las puntas de lanza fueron quemadas en lo que sólo podría describirse como una especie de ritual, concluyen los científicos.

“La gente de la Edad de Piedra tomó estas coloridas puntas de lanza, las llevó a la cueva y terminó de tallarlas allí”, dijo Coulson hoy. “Sólo las puntas de lanza rojas fueron quemadas. Fue un ritual de destrucción de artefactos. No había signos de habitación normal. No se encontraron herramientas ordinarias en el sitio”.

El descubrimiento se hizo en una remota región de Botswana llamada Tsodilo Hills, la única zona elevada en kilómetros a la redonda. Es conocida por los sanwishianos modernos como las “Montañas de los Dioses” y la “Roca que Susurra”. Su leyenda dice que la humanidad descendió de la pitón, y se dice que los antiguos y áridos arroyos alrededor de las colinas fueron creados por la pitón al rodear las colinas en su incesante búsqueda de agua.

Esa leyenda hizo que el descubrimiento de la pitón de piedra fuera aún más sorprendente.

“Nuestro hallazgo significa que los humanos estaban más organizados y tenían la capacidad de pensar de forma abstracta en un momento mucho más temprano de la historia de lo que habíamos supuesto anteriormente”, dijo Coulson. “Todos los indicios sugieren que Tsodilo es conocido por la humanidad desde hace casi 100.000 años como un lugar muy especial en el paisaje prehistórico.”

Otra sorpresa más en el templo más antiguo del mundo

Los científicos encontraron una cámara secreta detrás del tallado de la pitón. Las áreas desgastadas indican que ha sido usada a lo largo de los años.

“El chamán, que sigue siendo una persona muy importante en la cultura SAN, podría haberse mantenido oculto en esa cámara secreta”, explicó Coulson. “Habría tenido una buena vista del interior de la cueva mientras permanecía oculto. Cuando habló desde su escondite, podría haber parecido como si la voz viniera de la propia serpiente. El chamán habría sido capaz de controlarlo todo. Era perfecto”.

El chamán también podría haberse hecho desaparecer de la cámara arrastrándose por la ladera de la colina a través de un pequeño pozo, según descubrieron los científicos.

Las pinturas de la cueva parecen apoyar parte de la mitología “SAN” actual

Mientras que las pinturas rupestres son comunes en las colinas de Tsodilo, dentro de la cueva de la pitón sólo hay dos pequeñas pinturas, de un elefante y una jirafa. Las imágenes fueron pintadas en el punto exacto donde el agua corre por la pared.

Una historia de SAN cuenta que la pitón cayó en el agua y era incapaz de salir. Fue salvada por la jirafa. El elefante, con su larga trompa, es a menudo una metáfora de la pitón en la mitología SAN.

“En la cueva, sólo encontramos los tres animales más importantes del pueblo SAN: la pitón, el elefante y la jirafa”, dijo Coulson. “Eso es inusual. Este parecería ser un lugar muy especial. No quemaron las puntas de lanza por casualidad. Las trajeron desde cientos de kilómetros de distancia y las quemaron intencionalmente. Muchas piezas del rompecabezas encajan aquí. Tiene que representar un ritual”.

https://www.livescience.com/1172-startling-discovery-human-ritual.html